• Aguascalientes de México

Checo Pérez arranca la carrera sprint desde el 7mo puesto.

Una accidentada jornada se vivió en la calificación del Gran Premio de la Emilia Romagna, tras la lluvia que afectó la primera práctica libre, con banderas rojas que provocaron que el mexicano Checo Pérez finalizara séptimo, posición en que la que arrancará en la carrera sprint del sábado.


Desde la Q1, Checo Pérez enfrentó las complicaciones del circuito de Imola, pero logró avanzar con el reloj en ceros, cuando estaba fuera de los primeros 15.


En la Q2 la lluvia amenazó con regresar, y comenzaron los accidentes, primero fue Carlos Sainz quien se estrelló con el muro y provocó que la sesión se viera detenida.


La calificación para la carrera sprint sufrió incidentes en cada ronda. Kevin Magnussen estuvo cerca de chocar, lo que provocó que Checo Pérez perdiera la oportunidad del colocarse en el primer lugar.


Tras un trompo, Lando Norris se estrelló en el muro y la sesión se dio por finalizada a falta de 40 segundos por terminar el tiempo.


Checo Pérez marcó un tiempo de 1:29.808, por lo que será séptimo y tendrá que salir en la cuarta fila en la carrera sprint que definirá la parrilla de salida para el Gran Premio de Emilia Romagna.


Quien sí aprovechó las circunstancias fue Max Verstappen, quien saldrá primero este sábado en la prueba sprint.


Verstappen, de 24 años, dominó la calificación, al cubrir, en la tercera ronda (Q3), en mojado, los 4,909 metros de la pista del Autódromo Enzo e Dino Ferrari de Imola en un minuto, 27 segundos y 999 milésimas, 779 menos que el monegasco Charles Leclerc (Ferrari), líder del Mundial de Fórmula Uno, que acabó segundo.


LOGO OFICIAL 2022.png